Autocuidado personal: 7 pilares para tu vida | Olivetto®
Autocuidado personal: 7 pilares para tu vida | Olivetto®
21028
post-template-default,single,single-post,postid-21028,single-format-standard,bridge-core-2.0.7,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,side_menu_slide_from_right,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-19.4,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.1,vc_responsive
 

Los 7 pilares del autocuidado personal para aumentar tu salud física y emocional

Love yourself, estas dos palabras nos ayudan a resumir el autocuidado personal. Al fin y al cabo, todas las acciones de autocuidado que tomas van encaminadas a encontrar el equilibrio y sentirte bien física y emocionalmente.

De hecho, el autocuidado personal puede ayudar a prevenir enfermedades crónicas y fomenta hábitos que te hacen sentir más pleno (Reyes, 2019).

Así que, como ves, no es solo una palabra trending, sino un estilo de vida 24/7 basado en el amor propio para que no te dejes sobrepasar por el estrés de la vida diaria, y lleves una vida sana y feliz, aún en medio de la agitación del mundo.

Nos encanta que nuestros amigos se amen y se consientan, por eso, en Olivetto® te traemos estos consejos de autocuidado personal para que te conviertas en tu mejor versión. ¿Nos acompañas?

Los pilares básicos del autocuidado personal

La International Self-Care Foundation (ISF, 2020a) ha establecido 7 pilares para el autocuidado personal, los cuales han demostrados ser completos, prácticos y útiles. Estos son:

1. Educación en salud

Una de las reglas esenciales del autocuidado personal es la alfabetización y educación en salud.

Este es uno de los pilares porque las personas que cuentan con el conocimiento básico de lo que es bueno para la salud, aumentan su capacidad para tomar buenas decisiones. De esta forma, es más fácil mantener tu salud (Biolatto, 2020).

2. Asiste al médico periódicamente

Realizarte controles con cierta frecuencia es crucial para detectar enfermedades. Recuerda que un diagnóstico a tiempo puede ayudarte con el pronóstico de una enfermedad, pues cuentas con la atención temprana del personal médico (Secretaría de Salud, 2016).

3. Haz actividad física

Hacer pequeñas caminatas, subir las escaleras o practicar deportes puede mejorar la salud significativamente, tu estado físico, tu bienestar emocional y tu salud mental (Mayo Clinic, 2019).

4. Aliméntate bien, un consejo fundamental de autocuidado personal

Llevar una alimentación saludable es una de las mejores formas de autocuidado personal porque esta desempeña un papel fundamental en el mantenimiento de la salud y la reducción de la probabilidad de desarrollo de enfermedades crónicas (Martin, 2018).

Una dieta balanceada reduce los alimentos procesados e incluye frutas, verduras, legumbres, frutos secos, cereales integrales y grasas saludables (OMS, 2018). ¡Sí! Aunque no lo creas, las grasas son importantes porque proveen ácidos grasos esenciales que nuestro cuerpo necesita, pero no puede fabricar (Martin, 2018).

Por si no sabías, el aceite de oliva es una buena fuente de grasas saludables, pues sus propiedades nutricionales tienen muchos beneficios para la salud como la prevención de enfermedades, el retraso del envejecimiento y el cuidado de tu sistema circulatorio y cardiovascular (Gonzalo, 2016).

Además, alrededor de la comida se crean experiencias que nos ayudan a disfrutar la vida. Por ejemplo, meterse a la cocina en pareja a experimentar o cocinar una gran cena para toda la familia. ¡Esos son recuerdos que perduran!

5. Evita hábitos nocivos

En términos generales, evita consumir alcohol de forma excesiva, no fumes, usa bloqueador solar, ten precaución cuando estés en la calle y asegúrate de estar vacunado. Estas acciones pueden favorecer tu expectativa de vida (Muñoz, 2015).

6. Ten buena higiene

Lávate las manos con frecuencia, cepíllate los dientes por lo menos tres veces al día, báñate todos los días, cuida tu piel, cuida tu cabello, hazte mascarillas para hidratar y exfoliar tu cara y cuerpo, entre otras.

Tener buena higiene aumenta la salud, el bienestar, la productividad y el autocuidado personal (ISF, 2020b).

7. Usa racionalmente tu tiempo y prioriza el autocuidado personal

Prioriza y organiza las tareas diarias; haz una lista de actividades que te permitan practicar el autocuidado personal. No te sobrecargues. Dedica tiempo para ti, para relajarte, para hacer lo que más te gusta y compartir con personas especiales (Coosalud, s.f.).

Utiliza este tiempo también para practicar la conciencia plena, meditación o mindfulness. Recuerda que no todo se trata del cuerpo sino también de la mente, del vivir la vida conscientemente.

Ahora que ya conoces los pilares del autocuidado personal es hora que comiences a practicarlos para tener una vida plena y feliz. ¡Esto es lo que hacemos en la tribu Olivetto®!

REFERENCIAS.

Tags: